La reina Letizia conversa con el alcalde de Londres.

La reina Letizia conversa con el alcalde de Londres. Gtres

Casas Reales VIAJE DE ESTADO

Letizia conquista la City

El alcalde de la capital británica ofreció una cena de gala en honor a los reyes españoles. Entre los invitados estuvo la princesa Ana en representación de la familia real.

Cristina Rodrigo

Si el martes Letizia (44 años) deslumbró en el Palacio de Buckingham, anoche terminó de conquistar a los londinenses en la cena que el alcalde de la City de Londres ofreció en honor a los monarcas españoles. Andrew Parmley (61) y su esposa Wendy fueron los anfitriones de una velada en la que todo fueron elogios para la reina española. Con un sencillo, pero muy elegante, vestido azul Letizia volvió a repetir el paseo triunfal que hizo en la corte de Isabel II (91) y en el que ni la mismísima Kate Middleton (35) le hizo sombra.

[Más información: El paseo triunfal de una sonriente Letizia sin que Kate le haga sombra]

De momento no se conoce la autoría de este nuevo diseño de la reina. Felipe Varela ya ha negado que haya estado confeccionado en su taller. Como complementos, Letizia lució la Flor de Lis y la tiara floral, una de sus tiaras preferidas. Es la diadema que Franco le regaló a la reina Sofía (78) en nombre del pueblo español y es multiusos ya que se puede convertir en collar o en tres broches. Impresionantes también los pendientes que llevó, y que hasta ahora nunca los había mostrado, realizados con diamantes y zafiro.

La reverencia de la princesa Ana a Letizia.

La reverencia de la princesa Ana a Letizia. Gtres

A esta cena la reina Isabel II no suele aisistir y en representación de la familia británica acudió la princesa Ana, quien recibió a Letizia con una reverencia y un beso, y su  marido el vicealmirante Sir Tim Laurence. La imagen que ha sido muy comentada, ya que pocas veces se ha visto a otras royals hacer este gesto frente a la monarca española. De hecho, en el viaje oficial que hicieron los reyes a Japón en abril de este mismo año, la esposa de Felipe VI frenó a la princesa Misako cuando ésta fue a saludarla con una reverencia. Los reyes recorrieon la Galería de Arte Guildhall donde se tomaron una foto de familia y firmaron en el libro de invitados ilustres de la ciudad.

La cena se sirvió en el Gran Salón del Guildhall donde los alcaldes de Londres llevan ofreciendo banquetes desde 1502. No faltaron los guiños a España y en la mesa presidencial se pusieron claveles. Además, durante la noche del jueves el London Eye, la noria de 135 metros de altura que se encuentra a orillas del río Támesis, se ha iluminado con los colores de la bandera española.

[Más información: La prensa inglesa se rinde a Letizia]