POLÉMICO JUGADOR

La familia de Piqué, su mayor apoyo en su abandono de La Roja

"Chapeau a todo lo que ha dicho mi hijo", declara el padre del jugador. Con estas palabras se suma a las numerosas muestras de apoyo que Shakira ha dado a su marido y a la selección. "Dos años es mucho tiempo en fútbol", avisan desde su entorno. 

La familia de Piqué al completo le apoya en su decisión de abandonar La Roja

La familia de Piqué al completo le apoya en su decisión de abandonar La Roja Gtres

  1. Gerard Piqué
  2. Shakira
  3. FC Barcelona
  4. Selección Española de Fútbol

"Chapeau a todo lo que ha dicho mi hijo", así se despachaba este lunes Joan Piqué, padre de Gerard Piqué (29), tras la decisión del central de dejar la selección dentro de dos años. Cansado de los comentarios que suscitan sus gestos, Piqué dejará de jugar con La Roja en 2018, y cuenta con el apoyo de toda su familia, incluida su mujer, Shakira (39).

Este verano, la cantante ya mostró su pasión por la selecciones española ante cada partido que disputaba, lo que supuso una manera de mostrar su apoyo a su marido. Incluso el pequeño Milan salió al campo tras un encuentro, y jugó sobre el césped vestido con una camiseta de la selección.

Gerard y Milan Piqué, tras un partido de la selección española el pasado verano.

Gerard y Milan Piqué, tras un partido de la selección española el pasado verano. Gtres

Y cuando Piqué marcó el gol de la victoria contra la República Checa, el pasado 13 de junio, la colombiana colgó una foto de Sasha, su hijo pequeño, en la que se leía: "Celebrando el gol de papá con La Roja!!". Además, colgó una imagen de su pareja para celebrar su gol: "Gol de Piqué, gol de España!", escribió Shakira.

Pero de nada ha servido. Las críticas han seguido llegando y Piqué ha decidido abandonar. Aunque será dentro de dos años, tiempo que algunos esperan sirva para que recapacite y no abandone. "Dos años es mucho tiempo en fútbol", matizan desde el entorno del futbolista. Lo que no necesita, pase lo que pase, es poner sus finanzas en solfa, es decir, no necesita jugar por dinero. Su situación económica actual es muy buena en lo referente a los negocios 'off' fútbol.

Todos los jugadores, sobre todo los que tienen altos ingresos, buscan fórmulas para mantener cierta actividad para cuando llegue la jubilación, prematura en el caso de los futbolistas. Cristiano ha empezado con su vertiente de hostelero, Iniesta tiene vinos... Pero ninguno ha logrado el nivel de Gerard Piqué.

El catalán tiene su propia empresa de juegos online, Kerad Games, negocio que creó hace casi cinco años y de la que es consejero y presidente. Esta faceta es la que le ha llevado a codearse con gurús del sector como Mark Zuckerberg, creador de Facebook, quien visita cada año Barcelona con motivo del Worl Mobile Congress y se reúne con el futbolista. No hay que olvidar que su pareja es Shakira, una de las artistas más famosas del mundo, quien propició el primer encuentro. 

Gerard Piqué con Mark Zuckerberg y su mujer, Priscilla Chan, en Barcelona.

Gerard Piqué con Mark Zuckerberg y su mujer, Priscilla Chan, en Barcelona. Instagram

Además. Piqué es administrador de Kerad Holding, un conglomerado empresarial dedicado a la "adquisición, tenencia, administración de toda clase de valores mobiliarios, participaciones sociales". Y de Kerad Project 2006, otra empresa dedicada a la "construcción y promoción inmobiliaria".

Con estas dos empresas, el jugador y su familia ha comprado algunos inmuebles en Barcelona, como una mansión en la avenida Pearson, una de las más caras y elitistas de Barcelona, en la que se especuló que la pareja podría vivir.

Piqué presenta un juego de su empresa digital Kerad Games.

Piqué presenta un juego de su empresa digital Kerad Games.

Además es consejero de 426 Miles, empresa dedicada a la restauración, y apoderado de la Sicav Kerad 3 invest. En todas las empresas aparece también su padre, la persona de máxima confianza del jugador.

Fuera del fútbol es un as de los negocios así que abandonar la selecciones no le supondrá el dolor de cabeza económico que le podría suponer a otro futbolista. Quienes le conocen, no obstante, usan esta misma premisa para decir que si ha jugado a pesar de las críticas, ha sido porque ha querido, no por necesidad (lleva 85 partidos con la selección).

Y que eso, insisten, no se lo han valorado sus detractores. El domingo habló claro, como suele hacer, y su entorno le ha arropado. "No tenemos nada más que decir, él se explicó muy bien".