TELETRIDENTE

‘Juasjuasjuás’ Vázquez

  1. Televisión
  2. Jorge Javier Vázquez
  3. Opinión

¿Cuántas raciones diarias de Jorge Javier Vázquez, a cascoporro, soporta un ser humano? ¿Qué necesidad hay de dar más cancha a este personaje presuntamente ‘deluxe’? ¿Quién se hace responsable de este ‘renazimiento’ catódico, multiflorido, requetempachoso y dictatorial? ¿Qué hemos hecho para merecer esto? ¿Por qué tanto odio? ¿Qué pretenden demostrar? Es un hecho. ‘Juasjuasjuás’ Vázquez logró finalmente completar su maquiavélico plan, cual villano chungo de los dibus, y logra convertirse en presencia televisual, megatétrica y antizapeable. Ahí estaba él, el viernes pasado, acaparando cadenas, tontunas y planos como un payaso jefe del circo catódico: ‘Feis tu Feis’, en Cuatro (por duplicado); ‘Sálvame Deluxe’, en Telecinco. Gajes sinérgicos. Pesadilla en Mediaset Street. Puro Aarg. Estomagante. Bruegheliano.

Ahí estaba él. Gestionando la telebasura del ‘Deluxe’ embutido en una chaquetilla morada dos o tres tallas pequeña. “Le tengo mucho asco a que la gente se tome el café con leche en vaso largo de cristal. Y tomar el gazpacho en vaso”, nos decía. Miedo y asco en el ‘Deluxe’. Máximo interés en el arranque del ‘Freak Show Spanish Horror’ por antonomasia. Arrancaban con ‘Milikita’ Ximénez, esa ancianiña de ‘El exorcista’ que tiene aterrorizada a media selva hondureña. Temazo (http://www.telecinco.es/equipo/mila_ximenez/4010483/). Ahí fue cuando caí en la trampa. Al zapear. ¿Pues no cambio de canal, a Cuatro, y me topo otra vez con él?, ¿aunque por duplicado? Aquello parecía el argumento de un pesadillesco relato pergeñado por el ‘cuñao’ borderline de Stephen King.

Este ‘Feis tu Feis’ de Joaquín Reyes sigue quedándoseme bastante descafeinado, la verdad. Reyes, aunque lo intente, anda todavía algo desnortado. Será que le falta su bendita muchachada… Lo veo mustio. Al frente de un programa que desprende un tufo insoportable a publirreportajes con productos de la casa en plan insensatos elogios a costa del personaje a imitar. Se trataba aquí, o eso imagino, de proseguir con la campaña de dulcificación del Pequeño Gran Vázquez. Se han empeñado en que acabemos adorando, cual becerro de oro, a ‘Juasjuasjuás’: reportero, ‘periolisto’, presentador, productor, entrevistador, novelista, dramaturgo, payaso, hombre orquesta y experto en gestión telebasurera apellidado Vázquez.

“Estuve a punto de hacerme del Opus Dei porque la vida que me proponían era agradable”, confiesa ‘Juasjuasjuás’ a Reyes. “Yo estaba ya teniendo líos mentales con mi orientación sexual, pero, dentro de ese mundo, como el sexo no podía existir, encontré ahí mi camino hacia la santificación (sic). Pero no lo digo de cachondeo”. “A lo mejor hoy sería el Opus Dei Deluxe”, tercia Joaquín Reyes. Y ahí logró sacarme una de las escasas carcajadas de la noche. Es cierto, se perdió un supernumerario opusino, pero se ganó un profeta telebasurero.

Pero vayamos al grano. Al ‘Feis tu Feis’ en sí. A lo mejor del programa, el cara a cara final. Lo único que, de verdad, merece la pena. Muy graaaaaaande Reyes. De las mejores imitaciones que le he visto hacer. “¿Pero yo tengo esos mofletes?”, le preguntó Jorge Javier, descojonándose aterrado, al verlo. “No voy a poder salir a la calle después de esto”. Y luego, en plan diva divina divinísima de la muerte: “¿Cómo pasaremos a la historia de la televisión? ¿Cómo seremos recordados?”. “¡Como el recopetín!”, terció Reyes/’Juasjuasjuás’. Y el caso es que llevaba razón. Joaquín Reyes es nuestro recopetín mundialero y televisivo. Y esto no ha hecho más que empezar.