DIVORCIO EMPRESARIAL

La esposa del millonario Del Pino asegura que continúa en la casa familiar

El presidente de Ferrovial, quinto hombre más rico de España, y su mujer, Astrid Gil-Casares, se han separado tras diez años de matrimonio y tres hijas en común. 

Rafael del Pino y Astrid Gil-Casares

Rafael del Pino y Astrid Gil-Casares

  1. Ferrovial
  2. Rafael del Pino
  3. Relaciones de pareja
  4. Rupturas sentimentales
  5. Famosos

En los cenáculos de poder de la capital de España se sabía desde hace ya meses y a ciencia cierta que la relación matrimonial que mantenía el empresario y dueño de la constructora Ferrovial, el ingeniero de caminos Rafael del Pino Calvo-Sotelo (58), el quinto hombre más rico de España, y su mujer, Astrid Gil-Casares (44), catorce años más joven que él, no atravesaba por buenos momentos.

Tanto que la hija del ingeniero naval Santiago Gil-Casares Armadas había abandonado el domicilio familiar en varias ocasiones para irse a vivir con su madre, la francesa Astrid Marie Marlier, que ya se había separado también de su padre. Ahora según ha podido saber EL ESPAÑOL ya se ha instalado allí definitivamente con sus tres hijas.

Sin embargo desde el despacho de abogados de Gil-Casares han desmentido la información. "A la vista de la publicación aparecida en el día de hoy en el Diario EL ESPAÑOL, bajo el titular 'Divorcio empresarial. La esposa del millonario Del Pino ya vive en casa de su madre', debemos informar que Doña Astrid Gil-Casares, esposa de Don Rafael del Pino, continúa residiendo en compañía de sus hijas, en el domicilio familiar sito en El Viso (Madrid) y que jamás ha abandonado para residir ni en casa de su madre ni en ningún otro lugar.

Asimismo, la Sra. Gil-Casares desea que se respete la intimidad de su familia, de sus hijas y la suya propia en estos difíciles momentos que atraviesa, continuando con la misma discreción que ha mantenido durante todos los años de su relación y matrimonio con el Sr. Del Pino, correspondiendo en este momento a los Tribunales competentes dilucidar sobre sus desavenencias matrimoniales".

SECRETO A VOCES

Nadie en Madrid quería decir nada al respecto, ya que desde el gabinete ejecutivo de Ferrovial -que ahora no ha querido decir nada al respecto "por considerarlo un tema de índole personal"- siempre se negaba la máxima y los medios mantenían un silencio respetuoso con el devenir de una de las empresas más importantes del Ibex.

Rafael del Pino Calvo-Sotelo, presidente de Ferrovial

Rafael del Pino Calvo-Sotelo, presidente de Ferrovial

Durante meses se intentó la reconciliación, pero los intentos han resultado finalmente infructuosos. La decisión de emprender acciones legales de separación ha partido de la propia Astrid Gil-Casares, una licenciada en económicas que trabajó antes de casarse con Del Pino en la banca Rothschild de París y en la JP Morgan en Madrid. Ella y Del Pino se casaron en junio de 2006, tras dos años de intenso noviazgo.

El presidente de la empresa Ferrovial, cargo que empezó ejercer el año 2000, había sufrido la trágica muerte de su primera mujer, Cristina Fernández-Fontecha y Torres del Pino, allá por el verano de 1998, cuándo navegaban por las aguas de Baleares a bordo de su lujoso yate. Cristina dejaba en vida a tres hijos menores habidos del matrimonio con Rafael Del Pino, que estaban en plena madurez: Rafael, Ignacio y Juan. Fueron años muy duros para los Del Pino, que acabaron con el noviazgo y nuevo matrimonio de su padre con Astrid Gil-Casares.

Astrid y Rafael se casaron en junio de 2006 en Chinchón

Astrid y Rafael se casaron en junio de 2006 en Chinchón

La boda -la primera para ella- se celebró con la asistencia de más de doscientos vip´s en la iglesia de la Asunción, de la localidad madrileña de Chinchón, donde Astrid -una mujer de ojos azules y melena rubia- llevó un diseño de Manuel Mota para Pronovias, confeccionado en gasa de seda natural 'abambulada', acompañado de un velo de tul de más de cuatro metros de largo. El ágape se organizó después, con todo tipo de detalles, en la finca la finca 'Encomienda de la Losilla', donde el número de invitados aumentó a más de ochocientos, a quienes se pidió vestir de traje oscuro y a las señoras de vestido largo.

Kyril de Bulgaria

Kyril de Bulgaria

Ente los rostros populares estaban Kyril de Bulgaria y Rosario Nadal, Isabel Sartorius, Mar Flores, con su esposo Javier Merino, Eugenia Martínez de Irujo, Isabel Preysler, entonces acompañada de Miguel Boyer, el ex ministro del PP Alberto Ruiz Gallardón, el presidente de Iberdrola Ignacio Sánchez Galán, y así un largo etcétera de nombres de las finanzas españolas. Del segundo matrimonio de Del Pino han nacido tres niñas -menores de edad-, que están ahora con su madre.

Juan José Hidalgo y su esposa también asistier

Juan José Hidalgo y su esposa también asistier

Los diez años de matrimonio han terminado con estas desavenencias conyugales, que ahora deberán dirimirse en un juzgado según ha publicado Vanitatis. Un divorcio que algunos ya han bautizado como 'el divorcio del siglo'. Una ruptura similar a la que en su día acometió el naviero Fernando Fernádez Tapias, más conocido como Fefé.

Personas de su entorno afirman que e matrimonio quiere resolver este trance judicial con la máxima reserva, ya que hay una gran fortuna que queda por repartir, aunque todo indica que la pareja se casó en separación de bienes. La familia vivía en una heredad del barrio madrileño de El Viso. En juego están ahora muchas propiedades, mansiones, fincas, aviones privados, helicópteros, yates, como el célebre 'Alcor', una suntuosa embarcación que Rafael del Pino heredó de su padre. Ella podría reclamar ahora una pensión compensatoria por la década que ha estado junto a su marido y por la manutención y educación de sus tres hijas menores de edad.

Del Pino posee el 20,25% del accionariado de Ferrovial, compañía de la que es presidente, y cuya mayoría domina a través de una sociedad con sede en Holanda, Rijn Capital BV. Su patrimonio en esta compañía está valorado en más de 3.000 millones de euros, lo que le convierte en la sexta fortuna de España, según la lista Forbes. Fue en el año 2000 cuando heredó de su padre la presidencia de Ferrovial.

Un accidente en el océano Índico mientras hacía la vuelta al mundo en barco fue lo que impidió al patriarca de la familia, Rafael del Pino Moreno, continuar en la brecha de una empresa que había fundado en 1952. Desde aquel fatídico accidente estuvo imposibilitado. Murió a mediados del 2008 con 87 años, apenas un mes después que falleciera su cuñado, Leopoldo Calvo-Sotelo, con quien mantenía una estrecha amistad.

Rafael del Pino y Moreno, fundador de Ferrovial

Rafael del Pino y Moreno, fundador de Ferrovial

Los cinco hermanos del Pino (Fernando, Javier, Leopoldo, Joaquín y Maria) rompieron sus lazos empresariales hace ya unos años tras morir su padre, a pesar del pacto familiar que habían suscrito. Rompieron los lazos en los holdings familiares que tenían, denominados Portman Baela y Casa Grande de Cartagena, este uno de los mayores family offices de España.

Rafael del Pino en el funeral de su padre en junio de 2008

Rafael del Pino en el funeral de su padre en junio de 2008

Rafael del Pino decidió separar sus intereses económicos de sus hermanos y madre, Ana María Calvo Sotelo, y gestionar independientemente la parte que le correspondía de la fortuna familiar a través de su propio family office. Uno de sus buques insignia es Family Blend, radicado en las Islas Vírgenes, un paraíso fiscal.

Rafael del Pino (arriba a la izquierda), María del Pino (arriba a la derecha), Leopoldo del Pino (abajo a la izquierda) y Joaquín del Pino (abajo a la derecha)

Rafael del Pino (arriba a la izquierda), María del Pino (arriba a la derecha), Leopoldo del Pino (abajo a la izquierda) y Joaquín del Pino (abajo a la derecha)

La tercera familia más rica de España, tras los Ortega y los Roig, vuelve a estar en el ojo del huracán, pero ahora por los problemas sentimentales de Rafael, del que siempre se ha destacado su inteligencia y su capacidad de gestión. Un singular personaje que, al igual que su padre, le gusta navegar, una faceta a la que se añade su pasión por el esquí y pilotar su propio helicóptero. Ahora quiere pilotar personalmente su separación.