CONSEJOS DETECTIVE

Manual para cazar infieles

Francisco Marco, exdirector de MÉTODO 3, publica un manual para actuar como un detective y descubrir si nuestra pareja es infiel. Una de cada dos parejas españolas lo es. En nuestro país, no es delito.

  1. Infidelidad
  2. Método 3
  3. Relaciones de pareja

Francisco Marco es doctor en Derecho y detective, uno de los top en investigación privada de nuestro país. Ha dirigido durante años la popular agencia MÉTODO 3 y actualmente trabaja en Marco & Co Law and Risk Consulting. Aunque su especialidad es la investigación de delitos financieros, un encargo editorial le ha llevado a elaborar Cazando Infieles (Ed. Corre la Voz), donde descubre las herramientas para que cualquiera de nosotros despejemos las dudas de si nuestra pareja no es infiel.

"Es como ir a un detective sin necesidad de hacerlo. Se divide en tres partes; la primera te ayuda a conocer qué indicios te deben hacer llevar a sospechar, la segunda cómo probar que te lo están siendo con todos los métodos que utilizaría un detective y al alcance de todos, y una última en la que se explica cómo enfrentarse al infiel y pedir explicaciones de su comportamiento”, enumera Marco a EL ESPAÑOL.

El libro tiene formato de cajetilla de tabaco porque fumar mata y la infidelidad también, apunta el autor. Aunque lo de contratar un detective siga pareciendo cosa de la ficción, nuestro país puede presumir de estar formando la mejor cantera de investigadores privados. "Aquí tienes que ir tres años a la universidad y hacer un grado de investigación privada y a diferencia de otros lugares del mundo, el detective no procede de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. Somos una mezcla entre abogado y periodista. Buscamos pruebas y tenemos que informar a alguien", explica.

Por si les sirve, cuando acudan a una agencia soliciten la tarjeta de identidad profesional (TIP) que otorga el Ministerio del Interior, y así puede comprobar que se trata de un profesional formado. Además sus servicios tampoco tienen un precio desorbitado, desde 200 euros se puede contratar un seguimiento solvente.

El detective Marco recuerda que, cuando nació este servicio, el adulterio era un delito y había mucha investigación para probarlo pero, cuando se despenalizó, al principio era importante llevar al juez que una de las personas de la pareja tenía otra relación. Eso hacía que se modificase la pensión compensatoria. Con la nueva ley del divorcio no tiene mucho sentido, porque el que tu pareja te haya sido infiel no tiene ninguna repercusión jurídica. En los países anglosajones y en EEUU la infidelidad todavía conlleva una sanción económica importante. De ahí que sea casi necesario contratar los servicios de un detective.

En nuestro país ahora se utiliza para que se nos quite de la cabeza la situación y autoconvencernos de que no estamos locos y de que nuestras sospechas son fundadas. También para probar frente a familiares y amigos que no somos los malos de la película. Las encuestas sobre infidelidad en todos los países son similares. Una de cada dos parejas se pone los cuernos en nuestro país.

Es mucho más fácil investigar la relación estable que la aventura aislada. La vida sexual aburrida, la escasez de esta y la llegada de hijos al hogar suelen ser los desencadenantes más frecuentes. Las horas más comunes para ser infiel suelen ser de 14 a 19 horas. El 68% de los actos infieles se llevan a cabo en la oficina. El perfil del infiel suele ser: hombre, 43 años, casado, poder adquisitivo medio-alto y de profesión empresario, directivo, médico o abogado. En cuanto a la mujer, la edad media baja a los 34 años, la mayoría casadas y suelen ser administrativas, maestras o altas directivas.

Si empieza a poner en práctica el manual, recuerde que una cosa es observar e indagar y otra es la intromisión a la intimidad. "No nos damos cuenta, pero intervenir un teléfono móvil o un WhatsApp conlleva penas pecuniarias y cárcel de hasta cuatro años. Aquí explico los rudimentos para hacerlo pero con la más absoluta legalidad", advierte el detective profesional.