Polémica

Google retira una extensión de Chrome por antisemita

Detectaba nombres de origen judío y los rodeaba con un triple paréntesis, lo que además se ha convertido en un polémico meme en sitios como Twitter.

Neonazis y la Red, una mala combinación

Neonazis y la Red, una mala combinación

  1. Twitter
  2. Redes sociales
  3. Memes
  4. Antisemitismo
  5. Judíos
  6. Google

Con el aparentemente inocente nombre de "Coincidence Detector" ("Detector de coincidencias" en inglés), una polémica extensión del navegador Chrome de Google compilaba y exponía identidades a partir de una lista de nombres judíos generada por usuarios.

Esta extensión funcionaba durante la navegación por la web destacando los nombres supuestamente de origen judío con tres paréntesis, algo que se ha convertido en todo un símbolo neonazi para apuntar en las redes a sus víctimas. Por ejemplo, (((Fleishman))), (((Rosenberg))) o (((Menegus))).

Cuando el medio estadounidense Mic publicó la existencia de esta herramienta, supremacistas blancos de EEUU comenzaron a intentar acosar a personajes relevantes de la vida pública y social de origen judío, particularmente en Twitter.

La extensión, retirada por Google, buscaba confirmar la teoría de la conspiración que sostienen grupos de extrema derecha y antisemitas, y que afirma que los judíos influyen en secreto en el control de los medios de comunicación, el gobierno y la industria financiera.

Antes de ser eliminada por Google por contravenir sus políticas sobre expresión de odio, la extensión era utilizada por cerca de 2.500 usuarios que además alimentaban una base de datos de unos 8.800 nombres.

Según Mic, el asunto de los paréntesis para señalar a judios surgió en un oscuro sitio, The Right Stuff, que se autodescribe como "hogar de los trolls de la derecha, los memes ofensivos y los comentarios político disidentes". Se supone que los paréntesis son una "broma" que simboliza el "eco" de los judíos a través de la historia y, según los antisemitas, sus efectos catastróficos en el mundo.

Contra esta forma de trolleo, quizá la estrategia más inteligente es generar más trolleo. En Motherboard destacan cómo prominentes figuras de origen judío, como el autor Yair Rosenberg, están usando este triple paréntesis en masa, en un intento por desactivar este meme racista.