Tecnología

Quien caza un dron...

La iniciativa del Gobierno holandés para seleccionar sistemas de interceptación de drones ha impulsado nuevas e ingeniosas maneras de cazar estos vehículos aéreos no tripulados.

Imagen de un dron policial en Alemania.

Imagen de un dron policial en Alemania. Reuters

  1. Drones
  2. Investigación policial
  3. Holanda
  4. Robótica
  5. Seguridad ciudadana
  6. Estados Unidos
  7. Japón

La idea es contrarrestar la amenaza que supone el uso de estos sistemas no tripulados para la seguridad ciudadana.

Así, el Ministerio holandés de Seguridad y Justicia, junto con la Policía Nacional holandesa y la Real Gendarmería del país están evaluando sistemas de interceptación de drones, lo que ha dado lugar a varias propuestas espectaculares.

Una de las compañías seleccionadas para tal fin es SME Delft Dynamics, holandesa también, que ha desarrollado un sistema de caza de drones mediante red, al más puro estilo Spiderman, que ha bautizado como DroneCatcher.

Básicamente, el sistema requiere de un dron potente con el que alcanzar al aparato objetivo, apuntar y lanzar una red que lo atrapa. El dron interceptado cae al suelo a plomo. 

Según ha publicado recientemente, dicho sistema incluye un paracaídas, de modo que el dispositivo interceptado puede ser recuperado intacto para posteriores investigaciones, informa Motherboard.

Anteriormente, otras iniciativas en Holanda habían generado atención y polémica a partes iguales. Es el caso del uso de artes de cetrería para interceptar drones mediante águilas entrenadas. No obstante, algunas voces denunciaron el peligro de que estos aparatos pudieran dañar a las aves.

En Japón, la Policía Metropolitana de Tokio presentaba el pasado mes de diciembre otro sistema para atrapar estos vehículos con la ayuda de otro dron dotado de una red, capaz de atrapar en pleno vuelo al vehículo ilegal. Según The Verge, el sistema requiere de un despliegue en tierra para asegurar que ningún civil re suelte herido en caso de que el aparato caiga accidentalmente al suelo.

Otros sistemas han probado su eficacia sin necesidad de usar otros drones o aves para interceptar y neutralizar estos dispositivos no tripulados. Bettelle DroneDefender es un ingenio capaz de obligar a aterrizar a un dron (vía The Verge).