Estos son los órganos que ya se trasplantan

Estos son los órganos que ya se trasplantan Alba Martín

Salud Medicina

Del globo ocular al pene: estos son los órganos que ya se trasplantan

España es líder en este campo, pero algunos de los tejidos aún no se han implantado en nuestro país. 

Roberto Méndez

Con el paso de los años y las mejoras en la investigación y las tecnologías, son cada vez mas los tejidos y órganos que un ser humano puede donar o recibir. En ocasiones, recibir uno de estos órganos puede ser la diferencia entre la vida o la muerte.

De hecho, este año España ha vuelto a ser líder mundial en trasplantes por 24 año consecutivo: 4.769 órganos trasplantados y 1.851 donantes en 2015; siendo el trasplante de riñón el más frecuente de los órganos, seguido por el trasplante de hígado. Al final de la lista queda el trasplante de intestino, muy poco frecuente de momento.

Según el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, un donante de órganos y tejidos puede salvar hasta 50 vidas. Por ello hoy repasaremos todos los órganos y tejidos que cualquier persona puede donar o recibir.

Manos y cara

Siendo uno de los casos más recientes, desde el año 2014 es posible ser donante de manos y cara. Aunque no son trasplantes "nuevos" como tal, pues desde 2005 hasta 20 pacientes han recibido trasplantes de cara parciales o completos; y hasta 85 personas han recibido un trasplante de mano o brazo según la Facultad de Medicina Johns Hopkins.

En estos casos es necesaria una coincidencia de grupo sanguíneo para evitar rechazos entre donante y receptor; pero, además, también se intenta buscar coincidencia entre color y tono de piel, género, raza y tamaño de la cara.

Aunque se ha hablado de un posible trasplante de cabeza, por el momento los estudios no lo ven viable, aunque sí se está investigando sobre ello.

Órganos sistémicos

Si hablamos de un donante de órganos fallecido, es posible donar ambos riñones, ambos pulmones, el hígado, el corazón y el páncreas.

Por otro lado, si se trata de un donante vivo, se puede donar un riñón completo, un pulmón completo, parte del hígado o del páncreas e incluso parte de los intestinos.

Asimismo, aunque no de manera oficial y protocolizada, ya existen casos de otros tipos de trasplantes de órganos: El trasplante de pene empezó a realizarse en 2016 en Estados Unidos, y los primeros trasplantes de útero con éxito se realizaron en Suecia en 2013.

Por otro lado, la impresión 3D de órganos podría revolucionar el mundo de los trasplantes en un futuro no muy lejano.

Ojos

Aunque no es viable donar uno o ambos ojos funcionales, ni por parte de un donante vivo ni de un donante fallecido, en este segundo caso sí es posible aprovechar partes de los ojos.

Por un lado, los trasplantes de córnea -la parte transparente más externa del ojo- pueden mejorar el enfoque de la visión en aquellos que hayan sufrido una enfermedad en esta localización. Por otro lado, la esclerótica -la capa exterior blanca del globo ocular- también es susceptible de ser donada.

Asimismo, actualmente se está investigando con el uso de células madre para reemplazar partes del ojo, como la retina, e incluso se han creado dispositivos biónicos funcionales para reemplazar la retina en aquellos que sufren retinosis pigmentaria.

Tejidos

En ocasiones no es necesario donar un órgano completo, pero sí es posible aprovechar partes de su tejido. Un donante puede salvar hasta ocho vidas con sus órganos sistémicos, pero si sumamos todos los tejidos este número puede aumentar hasta 50 vidas salvadas.

Actualmente es posible donar células o partes del corazón -como las válvulas cardíacas-, tejido de la piel, tejido de los huesos, venas, cartílagos, tendones o ligamentos.

Se está investigando actualmente el trasplante de otro tipo de tejidos, como las células cerebrales e incluso el polémico trasplante de heces -o de bacterias intestinales-. Pero por el momento falta mucho por investigar al respecto.

Células madre, sangre de cordón umbilical y médula ósea

Los adultos sanos de entre 18 y 60 años pueden donar médula ósea, células madre procedentes del cordón umbilical o células madre sanguíneas.

En este caso, y a diferencia de trasplantes de otros tejidos como la córnea, no es necesario que exista una coincidencia total entre donante y destinatario. No se busca una correspondencia por grupo sanguíneo, pero sí es necesario coincidir en un tipo de tejido inmunitario llamado antígeno de leucocitos o HLA.

Sangre y plaquetas

La donación de sangre y plaquetas es una de las más fáciles en la actualidad. 

Además, las investigaciones han descubierto diversos beneficios incluso para los mismos donantes. En este caso, todas las personas sanas pueden donar sangre cada 56 días, o donar plaquetas cada cuatro semanas.