Ojalá todos los pelirrojos fueran como Michael Fassbender

Ojalá todos los pelirrojos fueran como Michael Fassbender GTRES

Investigación Curiosidades

Cinco cosas que no te imaginas cuando ves a un pelirrojo

En España se estima que hay un 3% de personas con esta tonalidad de cabello, pero no es lo único destacable de ellos.

Roberto Méndez

Una persona pelirroja suele destacar en cualquier grupo, ya sea entre una multitud de rubios o de morenos: se estima que hay un 4% de pelirrojos en Europa (alrededor de un 3% en España), destacando como país con más personas con este color de pelo el Reino Unido, con hasta un 13% de pelirrojos en Escocia.

Ser pelirrojo es complicado porque se trata de una variante genética recesiva. Es decir, existe un 25% de posibilidades de serlo si ambos padres son portadores del gen (aunque no sean pelirrojos), hasta un 50% de posibilidades de serlo si uno de los padres es portador del gen y el otro es pelirrojo; y hasta un 100% de probabilidades si ambos padres son pelirrojos.

Asimismo, los pelirrojos no sólo destacan por ser escasos en número y por su llamativo color de pelo, sino que también asocian algunas características más a su genética.

Tener los ojos azules es muy raro

Si ser pelirrojo es raro, tener el pelo rojo y además los ojos azules es una rareza entre las rarezas.

Como hemos comentado, se estima que en toda la población humana hay entre un 2-4% de pelirrojos por ser una variante genética recesiva. Pero es que en los ojos azules ocurre algo similar, ya que también es un rasgo genético recesivo, y por ello tan solo un 17% de los humanos tienen los ojos azules. Por esto que coincidan ambas variantes es bastante raro, y es más común ver a pelirrojos con ojos color marrón, color avellana o color verde.

Necesitan más anestesia

Si se necesita una operación quirúrgica siendo pelirrojo, es posible que la anestesia común y corriente no sea suficiente. Al menos así lo afirma un estudio publicado en la revista Anesthesiology en 2004, en el cual se afirma que un pelirrojo necesita entre un 20% y un 30% más de anestesia que los demás.

Según los investigadores, esto se debería a la mutación del gen MC1R (el cual produce el color de pelo rojo), el cual pertenece a un grupo de genes que colaboran también en el dolor, lo cual provocaría que un pelirrojo sea más sensible al mismo.

La mutación en este gen podría tener efectos sobre las endorfinas, sustancias conocidas por ofrecer una analgesia natural. La mutación provocaría una menor actividad de las endorfinas, aumentando el dolor.

Son más sensibles al frío y al calor

Junto al aumento del dolor, los pelirrojos también han demostrado ser más sensibles al frío y al calor, como se sugiere en una investigación  de la Universidad de Louisville en Kentucky.

En dicho estudio se comprobó que los pelirrojos necesitaban una dosis extra de anestesia, pero en este caso el dolor provenía de las bajas temperaturas, ya que a partir de 6ºC notaban dolor, a diferencia de los individuos con pelo más oscuro, que no notaron dicho dolor hasta rozar la temperatura de congelación.

De nuevo el culpable sería el gen MC1R.

Son más susceptibles a los hematomas

Según otro estudio publicado en 2006 en la revista Anesthesia & Analgesia, los pelirrojos también serían más susceptibles a sufrir hematomas o "moratones". Y todo ello a pesar de no sufrir alteraciones a nivel sanguíneo o en los procesos de coagulación.

La razón por la cual sucede esto se desconoce, aunque se vuelve a culpar al gen MC1R.

Ser pelirrojo y zurdo es algo "común"

Finalmente, aunque las investigaciones al respecto son limitadas, algunos estudios indican que ser pelirrojo y zurdo es algo relativamente común, a pesar de que el uso de la mano izquierda es también un rasgo recesivo (tan solo el 10-12% de los humanos son zurdos).

En este caso se podría decir que los rasgos recesivos vienen "de dos en dos", algo que explicaría el hecho de que muchas personas pelirrojas sean, a la vez, zurdas.