Mi jardín y yo

En el jardín se experimentan los cinco sentidos: el olor de los aromas; el tacto de la práctica de la jardinería; el sonido del viento sobre las hojas, de los pájaros; el sabor de cuando lo hacemos comestible y, por supuesto, la vista. 

Begonias para zonas de semisombra necesitan poco riego. / Los Peñotes

Begonias para zonas de semisombra necesitan poco riego. / Los Peñotes

¡Una de colgadas!

Hay cosas entre los aficionados a las flores que yo nunca entendía hasta que llegó a mí el 'frikismo' floral, pero siempre he reconocido que el que lo practicasen los demás era muy de agradecer y todo un espectáculo para la vista. ¿Que de qué estoy hablando?

Pues de las flores y plantas colgantes, de esas jardineras llenas de cascadas de colores y aromas que llenan los balcones y terrazas de media España y que alegran la vista a todo el que pasa por delante... Excepto al que se las curra a menos que se pase en la calle enfrente de su fachada todo el día para disfrutarlas, o viva en Córdoba en uno de sus maravillosos patios.

Siempre que paso por delante de alguna casa así pienso lo mismo: “Hay que ver, esta gente, lo cuidado que lo tiene todo y quienes lo disfrutamos somos los que no nos ocupamos, habría que premiarles de alguna manera” pero ciertamente están premiados, no conozco a nadie que tenga terraza o jardín y disfrute con su cuidado que no se sienta la persona más feliz del mundo cuando alguien elogia sus plantas, es lo más parecido a un orgullo paternal que hay.

Alegrías o Impatiens para zonas de semisombra. / Los Peñotes

Alegrías o Impatiens para zonas de semisombra. / Los Peñotes

Pero hay una opción que me parece igual de vistosa y que ofrece la posibilidad de que el espectáculo floral lo disfrute quien las planta y cuida sin incluir quienes las tengan en patios. Se trata de las cestas colgantes con flores. Estamos muy acostumbrados a verlas en algunas ciudades colgadas de farolas y en porches, sobre todo en países nórdicos pero son una opción que al estar en alto, te permite ver la cascada de flores dentro de tu terraza o balcón, incluso desde dentro de tu casa... Otra cuestión es que haya que estar atentos a los días de vientos fuertes y quizás descolgarlas para evitar accidentes, pero esto mismo te pasa con el toldo de la terraza y tampoco es nada complicado ni frecuente (los de Tarifa no cuentan). Y también son una opción de ajardinar sin ocupar espacio en el suelo.

El riego de estas cestas que ha de ser a mano con regadera puede simplificarse algo con algún que otro truquillo: tanto si compras ya una maceta con plantas colgantes variadas como si te decides a plantar y elegir qué plantas vas a poner en la cesta, lo que tienes que hacer es algo tan simple como poner un pañal de bebé en el fondo de la misma antes de echar la tierra y plantar lo que has elegido, al terminar de plantar debes hacer un riego bien generoso, el pañal absorberá el exceso de humedad y las raíces irán tomando el agua que necesiten.

Fachada repleta de cestas colgantes de flor típica de Inglaterra. / Los Peñotes

Fachada repleta de cestas colgantes de flor típica de Inglaterra. / Los Peñotes

Si te vas a ausentar unos días, tan sencillo como que las descuelgues, reúnas todas y coloques esos conos de barro que llevan unos tubos conectados a un recipiente con agua, o añadas una tarrina de los geles de polímeros para aumentar las reservas de los del pañal oculto. Solo deberás regar cuando la tierra esté seca, en los días de calor aumenta la cantidad de agua que eches ya que posiblemente se evaporará más.

A la hora de elegir las plantas a colocar en la cesta has de tener en cuenta si son de exposición al sol o semisombra, las necesidades de riego que tienen y que las plantas crecen y ahora en primavera más, en pocos días tendrás la cesta llena de flores. Si te fijas, en las que vienen preparadas suelen venir tres variedades, es decir, tres cepellones pero al crecer lo inundan todo.

Los soportes de las cestas pueden ser de cerámica, de mimbre, de rejilla de metal en la que se pone una fibra de coco y puedes colgarlas con escuadras a la pared, o de una pérgola o techo o bien utilizando bastones de hierro que claves en el suelo.En cuanto al tipo de plantas más apropiadas puedes optar por poner solo de un tipo o en combinaciones.

Cestas con fibra de coco. / Los Peñotes

Cestas con fibra de coco. / Los Peñotes

Para orientación de sol lo más común es plantar Pelargonium Peltatum que es el Geranio gitanilla que es el de porte colgante, Las Petunias Surfinias, Verbenas o Lobelias por ejemplo. Y si la orientación es entre sol y sombra Begonias, Fuchsias o pendientes de la reina y Alegrias o Impatiens.

Es importante que vayas quitando las flores marchitas y abones regularmente para prolongar la floración. Y en el caso de las Surfinias cuando las tengas mezcladas con otras, quizás sea necesario que las recortes algo si no quieres que invadan toda la cesta y acaben mermando las otras plantas.

Puedes mezclarlas con alguna planta verde que permanezca cuando no haya flores como la Hedera helix (la hiedra de hoja pequeña) o la Cintas tan resistentes. Y en cuanto a las flores hay muchas opciones más, solo has de pasearte por un centro de jardinería para sacar ideas: Capuchinas, Allisum, Mentas... ¡y disfrútalas y presume!